Mi rol

Diseñador en uno de los equipos.

Con quién
Cuándo

2017

Qué
  • Adaptación del «pulpo» al caso particular.
  • Digitalización y escaneo del brazo.
  • Estudio ergonómico del movimiento.
  • Diseño, prototipado y fabricación del gádget final.
  • Seguimiento y corrección de problemas.
Más info

SuperGIZ ha hecho posible que Carmen pueda comenzar a practicar piragüismo

SuperGIZ es un proyecto creado por Autofabricantes, uno de los grupos de investigación de Medialab-Prado, que trabajan sobre todo en el ámbito del desarrollo de prótesis mecánicas y electrónicas.

En concreto, SuperGIZ busca acercar a las familias prótesis funcionales con muy bajo presupuesto, código abierto, fabricadas en impresión 3D y sin necesidad de componentes o mecanismos complejos. Su primera edición estuvo destinada a que un grupo de niños con diferente tipo de diversidad funcional en sus manos pudieran usarlas para practicar sus deportes favoritos.

El objeto consiste en una parte fija, llamada «pulpo», que se engancha en el muñón o mano del pequeño, y que tiene unas pestañas sobre las que se pueden insertar diferentes herramientas de forma intercambiable. Los primeros utensilios cumplían funciones básicas como comer, beber, vestirse o escribir, pero en la primera edición del proyecto se buscó crear gádgets más complejos destinados a actividad deportiva y juegos. Para ello, las  personas expertas en áreas como fisiología, pedagogía o diseño se dividieron en equipos para ayudar a cada niño.

Carmen tenía 9 años y su sueño era practicar piragüismo, pero necesitaba una ayuda para poder agarrar la pala con ambas manos. Un auténtico reto porque se trata de un movimiento complejo en el que se combina deslizamiento, agarre y rotación.

Galería de imágenes del proceso

Vídeos contando el proyecto

¿Quieres saber cómo hicimos este proyecto?

¡Lee la entrada en mi blog!