0
Hace unos días, celebraba que había pasado una semana desde que empezó IDesignMadrid, dando una serie de agradecimientos a todas aquellas personas que, colaborando o asistiendo, la habían hecho posible.
Hoy, pasa una semana desde que IDesignMadrid acabó y, porque creo que hay un grupo de personas que merecen una entrada (y muchas) para ellos solos, me veo en la obligación de cerrar el círculo.
Y sí, hablo de vosotros, equipo, porque no sólo sois artífices de que esto se haya podido sacar adelante, sino también de que lo hayamos disfrutado, saboreando cada etapa del proceso como de una bonita historia que ahora cierra un capítulo de los que uno lee despacio porque no quiere que se acabe.
Como aquí sería injusto generalizar, me vais a permitir el lujo de hacerlo un poco muy personal:
Gracias Puy, porque toda historia tiene su inicio, nunca podríamos haber llegado a donde estamos ahora sin haber pasado antes por los días más complicados, donde la niebla siempre ocultaba el horizonte.
Gracias Myriam, por haber querido formar parte de nosotros durante estos días, tus ganas de cambiar las cosas siempre son un referente, ¡siéntete una más de nosotros!

Gracias SantiSau, por esta segunda etapa en la que espero que hayas visto las grandes oportunidades que hemos estado construyendo en este tiempo.
Gracias Sara, por sacar siempre nuestros mejores detalles, ya sea con esa cámara inquieta como compartiendo tu ilusión por formar parte de nosotros.

Gracias María, por animarte a abrirte, a colaborar, a viajar con nosotros y date mérito, ¡porque recuerdo que sin ti aún estaríamos buscando espacio!

«Esta historia cierra un capítulo de los que uno lee despacio porque no quiere que se acabe».

Gracias Santi, por tu sensatez, disposición y mano (y tableta) mágica, ya eres uno de los veteranos y siempre te agradeceré tu opinión porque sabes de dónde venimos y querré contarte a donde iremos llegando.
Gracias Pablo, porque, siendo el último en llegar, parece que llevas toda la vida, desde el primer día siempre al pie del cañón para contagiarnos de energía, fuerza, coraje y (a veces malsonantes) palabras.
Gracias Marta, paisana, porque, como Pablo, en tan poco tiempo ya eres una más de la familia, gracias por esforzarte tanto en este proyecto y aportarnos tu visión, no sabíamos que te necesitábamos hasta que te hemos conocido.
Gracias Laura, por tu constante implicación y ponerle tanta pasión, si teníamos que tener una Community Manager ideal, esa eras tú, deseamos que escribas muchos más posts sobre Productos Secos y phocalls con nosotros.
Gracias Nora, por haberlo dado todo con este evento, por haberlo sentido tanto y ser una gran defensora pero siempre transmitiendo ese buen rollo que necesitamos, aunque tras verano te vayas siempre habrá hueco para unas cerves online!

«Sólo puedo daros las gracias más sinceras por volver a llenarme de ilusión con este proyecto».

Gracias Alberto, por ponerlo todo patas arriba. Fuiste la persona adecuada en el momento adecuado, sin tu visión y determinación nunca habríamos tenido el enfoque para que esto hubiera salido adelante. No cambies ese descaro sensato, es una combinación ganadora con la que ganamos todos.
Gracias Antonio, máquina, artista, maestro, apañao, porque un equipo necesita una persona de confianza, un hombre bonico, un baile de mierda, un patent event. Por todo lo que me has enseñado en estos meses, admiro tu filosofía, si hubiera más personas como tú en el mundo la gente sería más feliz. Pero que se aguante el mundo, que te tenemos nosotros.
Gracias Vicky, qué voy a decir, pequeña aprendiz, ya sabes todo lo que podías saber. Gracias de verdad por haber hecho tuyo también este proyecto y haber estado ahí siempre la primera, día tras día, tarea tras tarea, reunión tras reunión. Eres el ejemplo claro de que sí que podíamos causar impacto y ya siempre estarás en la historia de AIDI, el vínculo está creado. ¡Ahora a descansar (un poquín), que te lo mereces!
Gracias Sergio, el último pero el primero, el socio #1, el hombre en la sombra, el escudero tranquilo. Sueles decir que si dos están siempre de acuerdo es porque uno de los dos sobra, y por eso mismo, dos años y pico después, seguimos como el primer día, estando en desacuerdo todo el rato, y por eso mismo, nos complementamos en cada momento, sin tu sosiego mis llamas internas se desbocarían. Cuando dudes en qué cambiaste, echa la vista atrás y verás que antes todo esto era campo.
Y por supuesto, a todos aquellos que también habéis confiado alguna vez en este proyecto, a los que ya he agradecido en otras ocasiones, porque siempre tendréis un hueco en AIDI para vosotros.
Los equipos evolucionan, las caras cambian, las motivaciones convergen, pero creo que la experiencia de estos últimos meses ha servido para encontrar una identidad y una esencia que todos compartimos y que hace no tanto creía perdida, por lo que sólo puedo daros las gracias más sinceras por volver a llenarme de ilusión con este proyecto.
Podríamos hablar de asistencia, de regalos, de proyectos o de impacto, pero quien me conoce un poco, sabe bien que uno de mis objetivos para IDesignMadrid era que hiciéramos esta experiencia nuestra; que por muchas cosas que salieran mal, ya habíamos ganado; en definitiva, que lo disfrutáramos. Queridos amigos, me veo en la responsabilidad de decir: objetivo cumplido.

Os quiere vuestro presi¡Qué bien lo pasemos!

Artículo original escrito en Medium.

¿Quieres ver más de este proyecto?

¡Mira su ficha resumen!